Nombre(s) comercial(es):

    
  • Aralen Phospate
  • ¿PARA CUÁLES condiciones o enfermedades se prescribe este medicamento?

    El fosfato de cloroquina pertenece a una clase de medicamentos llamados antimaláricos y amibicidas. Se usa para prevenir y tratar la malaria. También se usa para tratar la amibiasis.

    Este medicamento también puede ser prescrito para otros usos; pídale más información a su doctor o farmacéutico.

    ¿CÓMO se debe usar este medicamento?

    El fosfato de cloroquina viene envasado en forma de tabletas para tomar por vía oral. Para la prevención de la malaria en los adultos, por lo general, se toma una dosis una vez a la semana, exactamente el mismo día de la semana cada vez. Su doctor le dirá cuántas tabletas debe tomar con cada dosis. Se comienza a tomar las dosis 2 semanas antes de viajar a un área donde la malaria es común, mientras usted está en el lugar, y luego durante 8 semanas después de haber vuelto del área. Si usted no puede comenzar 2 semanas antes de viajar, su doctor podría prescribirle una dosis doble de inmediato.

    Para el tratamiento de los ataques severos de malaria en los adultos, por lo general se toma una dosis de inmediato, seguida por la mitad de una dosis entre 6 y 8 horas después y luego la mitad de la dosis una vez al día durante los próximos 2 días.

    Para la prevención y el tratamiento de la malaria en los lactantes y los niños, la cantidad de fosfato de cloroquina se basa en el peso del niño. Su doctor calculará esta cantidad y le dirá cuánto fosfato de cloroquina su niño debe recibir.

    Para el tratamiento de la amibiasis, por lo general se toma una dosis durante 2 días y luego la mitad de la dosis todos los días durante 2 a 3 semanas. Por lo general, se toma en combinación con otros amibicidas.

    Este medicamento puede provocar malestar estomacal, por lo que se recomienda tomarlo con alimentos.

    Siga cuidadosamente las instrucciones en la etiqueta del medicamento y pregúntele a su doctor o farmacéutico cualquier cosa que no entienda. Use el medicamento exactamente como se indica. No use más ni menos que la dosis indicada ni tampoco más seguido que lo prescrito por su doctor.

    ¿Qué OTRO USO se le da a este medicamento?

    El fosfato de cloroquina se usa ocasionalmente para reducir los síntomas de la artritis reumatoide y para tratar condiciones como: lupus eritematoso sistémico y discoide, esclerodermia, pénfigo, liquen plano, polimiositis, sarcoidosis y porfiria cutánea tardía. Converse con su doctor acerca de los riesgos de usar este medicamento para tratar su condición.

    ¿Cuáles son las PRECAUCIONES ESPECIALES que debo seguir?

    Antes de comenzar a tomar fosfato de cloroquina:

        
  • dígale a su doctor y a su farmacéutico si usted es alérgico al fosfato de cloroquina, clorhidrato de cloroquina (Aralén HCl), hidroxicloroquina (Plaquenil) o a otros medicamentos.
  • dígale a su doctor y a su farmacéutico qué medicamentos con y sin prescripción está tomando, especialmente paracetamol (Tylenol, otros), cimetidina (Tagamet), productos elaborados a base de hierro, isoniazida (Nydrazid), caolín, trisilicato de magnesio (Gaviscon), metotrexato (Rheumatrex), niacina, rifampicina (Rifadin, Rimactane) y vitaminas y productos elaborados a base de hierbas.
  • dígale a su doctor si usted tiene o alguna vez ha tenido enfermedades al hígado, deficiencia G-6-PD, problemas con la audición, porfiria o trastornos de otro tipo que afectan a la sangre, psoriasis, cambios en la visión, debilidad en las rodillas y tobillos, o si usted toma grandes cantidades de alcohol.
  • dígale a su doctor si usted alguna vez ha tenido cambios en la visión mientras toma fosfato de cloroquina, clorhidrato de cloroquina (Aralén HCl), o hidroxicloroquina (Plaquenil).
  • dígale a su doctor si está embarazada o si tiene planes de quedar embarazada. Si queda embarazada mientras toma este medicamento, llame a su doctor de inmediato.
  • dígale a su doctor si usted está amamantando o tiene planes de amamantar. El fosfato de cloroquina puede dañar a los lactantes.
  • ¿Qué DIETA ESPECIAL debo seguir mientras tomo este medicamento?

    A menos que su doctor le indique de otro modo, continúe con su régimen de alimentación normal.

    ¿Qué tengo que hacer SI ME OLVIDO de tomar una dosis?

    Tome la dosis que olvidó tan pronto como lo recuerde, sin embargo, si es hora para la siguiente, sáltese aquella que no tomó y siga con la dosificación regular. No tome una dosis doble para compensar la que olvidó.

    ¿Cuáles son los EFECTOS SECUNDARIOS que podría provocar este medicamento?

    Este medicamento puede provocar efectos secundarios. Dígale a su doctor si cualquiera de estos síntomas se vuelve severo o si no desaparece:

        
  • cefalea (dolor de cabeza)
  • pérdida del apetito
  • diarrea
  • malestar estomacal
  • dolor de estómago
  • sarpullido (erupción en la piel) o prurito (picazón)
  • caída del cabello
  • cambios en el estado de ánimo
  • Si usted experimenta alguno de los siguientes síntomas, llame a su doctor de inmediato:

        
  • visión de destellos luminosos y rayas
  • visión borrosa
  • leer o ver con dificultad (palabras que desaparecen, ver la mitad de un objeto, visión nebulosa o brumosa)
  • dificultad para escuchar
  • pitido en los oídos
  • debilidad muscular
  • somnolencia (sueño)
  • malestar estomacal
  • vómitos
  • frecuencia cardíaca irregular
  • convulsiones
  • dificultad para respirar
  • ¿Cómo debo ALMACENAR o DISPONER de este medicamento?

    Mantenga este medicamento en su envase, bien cerrado y fuera del alcance de los niños. Almacénelo a temperatura ambiente y lejos del calor excesivo y la humedad (no en el baño). Deseche cualquier medicamento que esté vencido o que ya no se utilice. Converse con su farmacéutico acerca del desecho adecuado de los medicamentos.

    ¿Qué debo hacer en caso de una SOBREDOSIS?

    En caso de una sobredosis, llame a la oficina local de control de envenenamiento al 1-800-222-1222. Si la víctima está inconsciente, o no respira, llame inmediatamente al 911.

    ¿Qué OTRA INFORMACIÓN de importancia debería saber?

    Los niños son especialmente sensibles a una sobredosis, de manera que asegúrese de mantener el medicamento fuera del alcance de los niños.

    Cumpla con todas las citas con su doctor y el laboratorio. Su doctor podría ordenar algunos exámenes de laboratorio para determinar la respuesta de su cuerpo al fosfato de cloroquina. Su doctor también probará sus reflejos para ver si usted ha desarrollado debilitamiento muscular que podría haber sido provocado por el medicamento.

    Si usted ha estado tomando fosfato de cloroquina durante un período largo, su doctor recomendará hacer exámenes frecuentes de su visión. Es muy importante que usted cumpla con estas citas. El fosfato de cloroquina puede causar problemas de visión severos. Si usted experimenta cualquier cambio en la visión, deje de tomar fosfato de cloroquina y llame a su doctor de inmediato.

    No deje que otras personas tomen su medicamento. Pregúntele al farmacéutico cualquier duda que tenga sobre cómo renovar la prescripción de su medicamento.

    Es importante que Ud. mantenga una lista escrita de todas las medicinas que Ud. está tomando, incluyendo las que recibió con receta médica y las que Ud. compró sin receta, incluyendo vitaminas y suplementos de dieta. Ud. debe tener la lista cada vez que visita su médico o cuando es admitido a un hospital. También es una información importante en casos de emergencia.

    AHFS® Consumer Medication Information. © Copyright, The American Society of Health-System Pharmacists, Inc., 7272 Wisconsin Avenue, Bethesda, Maryland. All Rights Reserved. Duplication for commercial use must be authorized by ASHP.

    Documento revisado: 1 Septiembre 2010.