La información proporcionada aquí tiene la intención de darle una idea general acerca de cada uno de los medicamentos listados a continuación. Sólo se incluyen los efectos secundarios más generales, así que pregunte a su profesional en el cuidado de la salud si usted necesita tomar alguna precaución especial. Use cada uno de estos medicamentos según lo recomendado por su profesional en el cuidado de la salud, o según las instrucciones proporcionadas. Si usted tiene más preguntas sobre el uso o los efectos secundarios, contacte a su profesional en el cuidado de la salud.

Los medicamentos podrían ayudar a prevenir o reducir los efectos secundarios del tratamiento, o a controlar ciertos efectos secundarios una vez que ocurran. Debido a que usted puede desarrollar estos síntomas por el tratamiento y/o por el cáncer en sí mismo, es esencial que discuta cualquier preocupación que tenga con su médico.

Algunas de las complicaciones del cáncer pancreático que requerirán cuidado de apoyo incluyen las siguientes:

    
  • Desarrollo de diabetes
  • Problemas para digerir los alimentos
  • Pérdida de peso
  • Dolor
  • Náusea o vómito
  • Depresión
  • Desarrollo de Diabetes

    Si su tratamiento incluye cirugía para extirpar parcial o totalmente su páncreas, usted puede desarrollar diabetes . La diabetes ocurre cuando su cuerpo ya no puede producir insulina o se vuelve resistente a la hormona.

    Un páncreas en funcionamiento produce insulina de forma natural. La insulina ayuda a digerir alimentos, metabolizando carbohidratos en unidades químicas más pequeñas (glucosa) que su cuerpo puede usar para obtener energía o puede almacenar para uso futuro. La insulina mantiene su glucosa sanguínea (o azúcar sanguínea) dentro de un rango normal y saludable.

    Si su páncreas no está funcionando adecuadamente, o si usted se ha sometido a cirugía para extirpar parcial o totalmente su páncreas, podría desarrollar diabetes y necesitará recibir insulina, por lo general en forma de inyección. Tratar la diabetes incluye examinar regularmente su nivel de glucosa sanguínea, recibir inyecciones de insulina, y monitorear su dieta. Su profesional en el cuidado de la salud le enseñará a cuidarse para esta condición.

    Tomar Insulina

    Las principales formas de insulina incluyen las siguientes:

        
  • Humulina
  • Novolina
  • Velosulina
  • La insulina se debe inyectar justo debajo de su piel, con frecuencia varias veces al día. El medicamento se puede administrar mediante inyecciones con una jeringa pequeña o al usar una bomba de insulina que proporciona automática y regularmente una dosis de insulina a lo largo del día. Existen numerosas formas diferentes de insulina, que van desde variedades de acción corta hasta variedades de acción prolongada. Usted puede necesitar utilizar más de un tipo.

    Probablemente, usted tendrá que examinar sus niveles de azúcar sanguínea dos o más veces cada día para monitorear su respuesta a la insulina. Debido a que la dieta y el ejercicio afectan los niveles de azúcar sanguínea, necesitará ajustar estos aspectos importantes de su vida.

    Efectos Secundarios de la Terapia con Insulina

    Pueden ocurrir efectos secundarios si los niveles de azúcar sanguínea aumentan o descienden demasiado.

    Los síntomas de azúcar sanguínea elevada incluyen:

        
  • Sed en exceso
  • Apetito incrementado
  • Micción frecuente
  • Fatiga
  • Los síntomas de azúcar sanguínea baja incluyen:

        
  • Inestabilidad, nerviosismo
  • Mareos, desmayo
  • Confusión
  • Sudoración
  • Frecuencia cardiaca acelerada
  • Visión borrosa
  • Cuándo Contactar a Su Profesional en el Cuidado de la Salud

    Siempre contacte a su profesional en el cuidado de la salud si usted tiene cualquiera de lo siguiente:

        
  • Ataques
  • Desmayo
  • Dolor en el pecho
  • Dificultad para respirar
  • Ojos o piel amarillos
  • Sangrado fácil o aparición de moretones
  • Problemas para Digerir Alimentos

    A medida que el cáncer destruye las células pancreáticas, se daña la función digestiva normal. Además, si a usted le han extirpado total o parcialmente el páncreas, podría tener dificultad para digerir y usar los nutrientes de sus alimentos. Usted podría tener que tomar tabletas de enzimas con sus alimentos para ayudar a resolver este problema.

    Pancrelipasa (Pancreasa, Creon, Cotazim) contiene enzimas similares a aquellas producidas por un páncreas saludable. Estas enzimas le ayudan a digerir sus alimentos, metabolizándolos en unidades químicas más pequeñas que su cuerpo puede usar para obtener energía.

    Siempre ingiera su pastilla o cápsula completa. No rompa la medicina ni la mastique, lo cual puede causar irritación de la boca. Su médico le dirá cuántas tomar, lo cual puede variar de una a cuatro, con cada alimento o bocadillo.

    Posibles efectos secundarios de las enzimas pancreáticas incluyen:

        
  • Irritación de la boca
  • Sarpullidos cutáneos
  • Diarrea
  • Náusea
  • Calambres abdominales o dolor
  • Cuándo Contactar a Su Profesional en el Cuidado de la Salud

    Siempre contacte a su profesional en el cuidado de la salud si usted tiene cualquiera de lo siguiente:

        
  • Dolor o diarrea
  • Heces fecales que se ven grasosas o flotan en el agua del inodoro
  • Dificultad para respirar o sibilancia
  • Pérdida de Peso

    Puede ocurrir pérdida de peso cuando su apetito disminuya severamente a causa del cáncer. Usted puede necesitar tomar suplementos alimenticios, beber suplementos nutricionales (como Boost o Ensure), o recibir nutrición mediante una sonda colocada directamente dentro de su estómago o intestino. Dígale a su médico si usted está bajando de peso; él lo puede canalizar con un dietista registrado (RD).

    Dolor

    El dolor en el cáncer pancreático puede ser bastante severo y discapacitante. Si usted se va a someter a una operación, su cirujano puede elegir cortar algunos de los nervios que llevan mensajes de dolor desde su páncreas y el área circundante hasta su cerebro. O bien, se puede inyectar alcohol dentro de estos nervios para aliviar las sensaciones dolorosas.

    Si usted no se va a someter a cirugía, se pueden administrar tipos similares de inyecciones que alivian a los nervios directamente a través de la piel del abdomen. Usted y su médico deberían discutir cuáles tipos de medicamentos están disponibles. El objetivo será aliviar su dolor lo más posible, mientras le sigue permitiendo disfrutar lo más posible de la vida.

    Los medicamentos para el dolor administrados comúnmente para el cáncer pancreático son los analgésicos opiáceos:

        
  • Hidrocodona (Dilaudid)
  • Morfina (Oramorf, MS Contin)
  • Metadona (Dolofina)
  • Oxicodona (Roxicodona, Oxicontina)
  • Parche de fentanil (Duragesic)
  • Acetaminofeno combinado con:     
  • Oxicodona (Percocet)
  • Hidrocodona (Vicodin)
  • Posibles efectos secundarios de los analgésicos opiáceos incluyen los siguientes:

        
  • Mareos
  • Aturdimiento o sentir desmayarse
  • Somnolencia
  • Náusea o vómito
  • Estreñimiento
  • Náusea y Vómito

    Puede ocurrir náusea y vómito si el tumor está obstruyendo parte del tracto gastrointestinal, si usted tiene estreñimiento, o como efectos secundarios de la quimioterapia o radiación .

    Depresión

    La depresión se experimenta comúnmente en pacientes diagnosticados con cáncer pancreático. Con frecuencia, la depresión se percibe antes que se haga el diagnóstico de cáncer. Si usted está teniendo síntomas de depresión (fatiga extrema, falta de interés en cosas que alguna vez le importaron, cambios en el estado de ánimo) hable con su médico.

    Si es apropiado, su médico puede recomendar terapia, grupos de apoyo, medicamentos, u otros medios para controlar la depresión.