El tratamiento tiene el objetivo de reducir la cantidad del virus en el cuerpo y mantener al sistema inmune lo más saludable posible para prevenir infecciones y cánceres. El tratamiento para VIH podría involucrar lo siguiente:


Algunas veces, se combinan tratamientos quirúrgicos con terapia médica para el tratamiento de varias infecciones oportunistas y cánceres asociados con el SIDA.