Definición

La encefalitis es la inflamación del cerebro. La inflamación puede afectar la totalidad o parte del cerebro.

Encefalitis

Imagen informativa de Nucleus

Copyright © Nucleus Medical Media, Inc.

Causas

La infección viral del sistema nervioso central puede ser asintomática, presentarse con síntomas leves o causar meningitis y/o encefalitis. La mayoría de los casos de encefalitis son provocados por infecciones virales. La encefalitis puede ser esporádica o epidémica. En los Estados Unidos, la causa más frecuente de la encefalitis esporádica es el virus del herpes simple . La encefalitis epidémica es usualmente transmitida por el mosquito o la garrapata, según la ubicación geográfica y la estación del año.

Los virus más comunes que provocan encefalitis, incluyen:

    
  • Virus transmitidos por mosquitos como el virus del Nilo Occidental
  • Varicela virus
  • Virus de herpes simple
  • Virus de la polio
  • El virus de Epstein-Barr
  • Virus del sarampión
  • Paperas virus
  • Rotavirus
  • Virus de la influenza
  • Rabia
  • Enterovirus
  • Factores de riesgo

    Un factor de riesgo es aquello que incrementa su probabilidad de contraer una enfermedad o condición. Los factores de riesgo para la encefalitis incluyen:

        
  • Vivir, trabajar o jugar en un área en la que los virus transmitidos por mosquitos son frecuentes
  • No estar vacunado contra enfermedades, tales como:     
  • Sarampión
  • Paperas
  • Varicela
  • Polio
  • Tener cáncer
  • Recibir medicamentos inmunodepresores después de un trasplante de órganos
  • Tener SIDA
  • Los recién nacidos de madres que tienen herpes simple genital presentan riesgo de contraer encefalitis por herpes simple.

    Síntomas

    Los síntomas pueden variar de leves, como fiebre y dolor de cabeza, a intensos, como convulsiones , pérdida de la conciencia y daño neurológico permanente. También puede provocar la muerte.

    Los síntomas incluyen:

        
  • Fiebre
  • Debilidad, fatiga severa
  • Dolor de cabeza
  • Sensibilidad a la luz
  • Rigidez en el cuello y la espalda
  • Vómitos
  • Cambios en los estados de conciencia
  • Dolores musculares
  • Sarpullido
  • Cambios de la personalidad
  • Confusión
  • Irritabilidad
  • Convulsiones
  • Parálisis parcial o completa
  • Adormecimiento progresivo
  • Bostezos
  • Dificultad para caminar
  • Dificultad para hablar
  • Dificultad para deglutir
  • Diagnóstico

    El médico le preguntará acerca de sus síntomas y antecedentes clínicos, y le realizará un examen físico.

    Las pruebas pueden incluir:

        
  • Exámenes de sangre: para detectar señales de infección
  • Punción lumbar : para analizar el líquido cefalorraquídeo y detectar señales de infección
  • Tomografía computarizada y/o imagen de resonancia magnética : para buscar áreas anormales de aumento de tamaño, hemorragia o edema en el cerebro
  • Electroencefalograma (EEG): para hallar actividad eléctrica anormal en el cerebro
  • Biopsia del cerebro: extracción de una pequeña muestra de tejido cerebral para comprobar la existencia de señales de infección
  • Tratamiento

    El tratamiento es principalmente de apoyo. Éstos podrían incluir:

        
  • Antivíricos (por ejemplo, aciclovir por vía intravenosa para la encefalitis por virus herpes simple) para potencialmente ayudar a reducir la duración de la enfermedad
  • Medicamentos esteroides: para disminuir la inflamación del cerebro
  • Diuréticos como manitol: para disminuir la presión intracraneal elevada
  • Entubación con hiperventilación: para disminuir la presión intracraneal elevada
  • Anticonvulsivos: para prevenir y/o tratar las convulsiones
  • Prevención

    Asegúrese de que usted y sus hijos estén vacunados contra enfermedades virales prevenibles.