Definición

El trastorno de oposición desafiante (TOD) es un trastorno del comportamiento de la niñez y la adolescencia. Quienes padecen este trastorno presentan conductas negativas, hostiles y desafiantes mucho más a menudo que la mayoría de las personas de la misma edad. Tal es así que estas conductas comienzan a afectar de manera negativa sus relaciones interpersonales y su desempeño académico, laboral y familiar.

Causas

Se desconoce la causa del TOD. Al igual que otros trastornos psiquiátricos, el TOD es el resultado de la combinación de factores sociales, familiares y genéticos. Los niños que padecen TOD pueden haber heredado desequilibrios químicos cerebrales que los predisponen a padecer de este trastorno.

Cerebro de un niño

Cerebro de un niño

Un desequilibrio químico en el cerebro podría causar este trastorno.

Copyright © Nucleus Medical Media, Inc.

Factores de riesgo

Un factor de riesgo es aquello que incrementa su probabilidad de contraer una enfermedad o condición. Los factores de riesgo del TOD son:

    
  • Sexo masculino
  • Edad: niñez y adolescencia
  • Un pariente con desórdenes en el estado de ánimo, la conducta, atención deficiente o que abuse de ciertas sustancias
  • Conflictos matrimoniales
  • Abuso infantil
  • Atención inconsistente de los padres
  • Situación socioeconómica baja.
  • Síntomas

    Usualmente, los síntomas empiezan alrededor de los 8 años y aumentan con el paso de los meses.

    Los niños que padecen TOD con frecuencia:

        
  • Discuten con los adultos
  • Pierden los estribos
  • Se niegan a seguir las reglas o peticiones de los adultos
  • Molestan a los demás deliberadamente y son molestados por otros
  • Están enojados y resentidos
  • Son rencorosos o vengativos
  • Culpan a otros de sus propios errores
  • Tienen baja autoestima
  • Diagnóstico

    El doctor le interrogará sobre sus síntomas, sobre su historial médico y familiar y le practicará una exploración. El doctor también buscará la presencia de otros trastornos del comportamiento.

    El diagnóstico del TOD se basa en los siguientes criterios:

        
  • El niño presenta al menos cuatro de los síntomas comunes (consulte los síntomas detallados más arriba).
  • Los síntomas ocurren más a menudo y tienen consecuencias más graves que lo típico en niños de la misma edad.
  • Los síntomas conducen a problemas significativos en la escuela, el trabajo o en la vida social.
  • Los síntomas están continuamente presentes al menos por seis meses.
  • Tratamiento

    El tratamiento puede incluir lo siguiente:

    Capacitación a los Padres

    El objetivo de la capacitación es ayudar a los padres a manejar la conducta de su hijo.

    Psicoterapia infantil

    El objetivo de la psicoterapia es enseñar al niño otras maneras de lidiar con la ira.

    Psicoterapia familiar

    La terapia familiar ayuda a mejorar la capacidad de comunicación de la familia.

    Terapia cognitiva conductual

    Este tipo de terapia ayuda al niño y a su familia a desarrollar técnicas para resolver conflictos y disminuir la negatividad.

    Entrenamiento de las habilidades sociales

    Para ayudar al niño a disminuir la frustración que siente con sus compañeros.

    Prevención

    No existen pautas para prevenir el TOD.